domingo, septiembre 25, 2022

Alberto picante: suba de retenciones y dardo a la Corte Suprema

Se refirió a la opción de aumentar las retenciones a la exportación o bien poniendo cupos. Sobre la Corte dijo que ya no es «un tribunal prestigioso».

El presidente Alberto Fernández advirtió que el Gobierno podría «subir las retenciones o poner cupos» si los exportadores de alimentos trasladan a sus productos los precios internacionales. Al mismo tiempo subrayó que ello no significa que su administración esté «contra el campo», sino «a favor de la mesa de los argentinos».

En una entrevista con el diario Página/12 el mandatario también se refirió a la cuestionada Corte Suprema de Justicia, sobre la que dijo que «era un tribunal prestigioso en los años de Néstor Kirchner» pero que «hoy está mal».

En relación a los alimentos que comemos los argentinos, Alberto afirmó que «China era un país que solo importaba carne envasada y había un número limitado de frigoríficos que tenían capacidad de exportar», y contrapuso eso a que «ahora decidió importar carne con hueso, medias reses».

En ese marco, apuntó que «el productor de carne tiene la posibilidad de vendérsela al carnicero o vendérsela a China a un precio enorme». Y agregó: «Yo necesito que ellos exporten porque necesito dólares que entren. Pero lo que no pueden es trasladar a los argentinos los precios internacionales porque no producen en precios internacionales. Ellos no producen en dólares».

Ante este escenario, dejó en claro que «el Estado sólo tiene dos canales para resolver el problema, dos herramientas que preferiría no usar: subir las retenciones o poner cupos, decir esto no se exporta. Y no hay mucho más tiempo para que decidan».

«Yo les pido que comprendan de lo que estoy hablando y que la gente me entienda. Cuando estoy hablando de estas cosas no estoy contra el campo, estoy a favor de la mesa de los argentinos», y le pidió al agro «entender que son parte de la Argentina».

En ese sentido, Fernández agregó: «Yo le he dicho al ministro de Agricultura que todo tiene un punto límite. Les estoy diciendo públicamente que no puedo dejar que esto siga pasando, porque el riesgo es que con la pandemia todos estos productos van a seguir creciendo en su precio y no estamos dispuestos a tolerarlo«.

En contraposición con el sector de la carne, el mandatario afirmó que «los aceiteros lo entendieron y organizaron un fideicomiso, resolvieron un mecanismo de compensación entre ellos».

Por lo tanto, advirtió: «Si no lo entienden, me obligan a resolver el problema y no pueden hacerse los desentendidos».

«A mí me votaron para ejercer el poder cuando tengo que ejercerlo. No se puede especular en este contexto, no tienen derecho a lastimar la tranquilidad de la gente», aseveró el jefe de Estado.

Dardos a la Corte Suprema

En la misma entrevista, Alberto Fernández señaló que «lo que era un tribunal prestigioso en los años de Néstor Kirchner, hoy es un tribunal muy poco calificado socialmente».

«La Justicia tiene que darse cuenta de que está funcionando mal y todos los argentinos tenemos que darnos cuenta que cada vez que uno habla de la justicia, inmediatamente los medios plantean que estamos buscando la impunidad de Cristina y eso no es así. Acá los impunes son algunos opositores porque saben que tienen una justicia que les responde y todos los medios que los protegen».

También opinó de la situación judicial de la dirigente social Milagro Sala y remarcó: «Yo creo que hay un caso del lawfare por antonomasia y es el de Milagro Sala. Fue perseguida por la justicia jujeña, con una finalidad política. Se construye un escenario judicial en torno a ella que le está haciendo padecer una detención absolutamente impropia».

Al ser consultado sobre si habló este tema con el gobernador de Jujuy, Gerardo Morales, Fernández señaló: «Sí, pero él no comparte mi opinión. Y a Morales lo eligieron los jujeños. Y yo tengo que respetar eso. Ahora, eso no quiere decir que yo comparta lo que ha pasado con Milagro Sala».

Recordó una situación que vivió cuando fue a visitar a Sala y relató que «cuando pedí autorización para ir a verla (en 2016), me la dieron para el 31 de diciembre a las 4 de la tarde. Me presenté con mi credencial de abogado, me hicieron pasar a una sala donde me sacaron toda la ropa para controlar. Nunca en mi vida profesional viví eso. Nunca. Aún así, la vi y pude dar testimonio ante la CIDH de lo que estaba pasando».

Además opinó que la Corte Suprema debería «revisar con cuidado lo que ha pasado en el caso Milagro Sala, con cuidado y con atención».

En otro tramo de la entrevista, Fernández se refirió a una eventual ampliación de la Corte. «Supongamos que ampliamos a 9, a 12, a 44 miembros la Corte Suprema. Mientras siga con las mismas lógicas del presente, donde uno llega con un recurso extraordinario y con arbitrariedad dicen cuál toman y cuál no, nada va a servir. Hay un problema de inicio de origen en el funcionamiento de la Corte que es el alcance del recurso extraordinario».

«En el año 2019 la Corte, según me dijo uno de sus miembros hace un tiempo, dictó alrededor de 26 mil fallos, pero sólo 300 tenían fundamentos. Usaron ese recurso del artículo 280 para no revisar una causa que involucra a un exvicepresidente y habilitan un recurso extraordinario por dos jueces trasladados y lo transforman en una cuestión institucional gravísima», remarcó Fernández.

INFO.NEWS

NOTICIAS RELACIONADAS

AVISO PUBLICITARIO

Ponerse en contacto

1,248FansMe gusta
0SeguidoresSeguir
220SeguidoresSeguir
0SuscriptoresSuscribirte

Últimas noticias